El sonido puede alterar la percepción de los alimentos

Having coffee and croissants with smartphone and headphones

El mismo chocolate puede saber más dulce o más amargo según la música que estés oyendo. Así lo asegura el psicólogo experimental Charles Spence, que ha realizado una investigación titulada ‘El sonido. el sentido del sabor olvidado’.  A través de este estudio, Spence muestra cómo a través del oído se puede transformar nuestra percepción de los alimentos. De este modo se puede hacer que las patatas fritas rancias tengan un sabor fresco, que el whisky tenga un toque salado y que el chocolate sepa más dulce de lo que realmente es.

Miguel Ángel Lurueña, tecnólogo de los alimentos y divulgador, avala estos resultados. Es más, Lurueña reconoce que, “si comes chocolate mientras escuchas sonidos agudos te sabrá más dulce, mientras que si son graves te sabrá más amargo. El oído tiene una gran importancia al comer, entre otras cosas, porque a través de él pasa uno de los nervios que van de la lengua al cerebro”.

El propio Charles Spence utilizó un un caramelo agridulce en su investigación, constatando que las personas que lo consumían mientras escuchaban un tono bajo lo percibían como un 10% más amargo, mientras que los que lo paladeaban cuando sus auriculares emitían música de un tono más alto lo percibían un 10% más dulce.

Fuente: Gaes.es

Audifono.net

Administración Principal

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

26 − 18 =