Fumadores con más riesgo de tener pérdida auditiva

No es nuevo saber que el consumo de tabaco trae consigo multitud de problemas para la salud. En esta ocasión, un estudio revela que el riesgo de desarrollar pérdida auditiva es mayor en el caso de los fumadores.

Un estudio japonés en el que han participado 50.195 trabajadores concluye que los que consumen tabaco se encuentran en una situación de riesgo 1,6 veces mayor (60%) de desarrollar pérdida auditiva de alta frecuencia y 1,2 veces mayor (20%) de desarrollar pérdida de audición de baja frecuencia, una vez ponderados otros factores como el ruido en el entorno laboral.

Según se afirma en el estudio, el riesgo de presentar pérdida de audición tanto de alta como de baja frecuencia aumenta con la cantidad de cigarrillos consumidos al día. El estudio muestra una disminución del riesgo de desarrollar pérdida auditiva una vez dejado el tabaco, incluso en el caso de aquellos exfumadores que llevan menos de 5 años sin fumar.

El consumo de tabaco, un factor de riesgo independiente

El Dr. Huanhuan Hu, del Centro Nacional Japonés de Salud y Medicina Global afirma que “gracias al gran tamaño de la muestra de participantes, el largo período de seguimiento y la evaluación objetiva de la pérdida auditiva, nuestro estudio ofrece pruebas de peso que demuestran que el consumo de tabaco es un factor de riesgo de pérdida de audición independiente”.

Información sobre el estudio

El estudio se llevó a cabo durante 8 años y se estudiaron a 50.195 trabajadores japoneses de entre 20 y 64 años que no presentaban pérdida auditiva al inicio de este. Durante el periodo antes mencionado, los investigadores analizaron los datos de los chequeos médicos anuales, entre los que se incluían exámenes auditivos llevados a cabo por un técnico y cuestionarios sanitarios sobre el estilo de vida rellenados por cada participante.

Los científicos midieron hasta qué punto influían en la pérdida auditiva tres factores concretos: la categoría de cada individuo en cuanto al consumo de tabaco (fumador actual, exfumador o persona que nunca ha fumado), la cantidad de cigarrillos consumidos al día y la duración del periodo sin fumar.

Durante el periodo de seguimiento, 3.532 individuos desarrollaron pérdida auditiva de alta frecuencia y 1.575 presentaban pérdida auditiva de baja frecuencia.

El estudio fue llamado “Smoking, Smoking Cessation, and the Risk of Hearing Loss: Japan Epidemiology Collaboration on Occupational Health Study” (“Consumo de tabaco, cese del consumo y riesgo de pérdida auditiva: estudio colaborativo epidemiológico sobre salud laboral en Japón”) y se publicó en la revista científica Nicotine & Tobacco Research (Oxford University Press).

Fuente: audiopotesistas.org

Audifono.net

Administración Principal

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 + 3 =